La primera medida en el área de seguridad de Gerardo Morales será la creación del Ministerio de Seguridad de la Provincia, sobre los ejes de promoción, calidad y descentralización. Se declarará la Emergencia en Seguridad, porque en los últimos años aumentó el delito y actualmente es más violento. Se planteará un plan de articulación provincia-municipios y la sociedad civil, así como un plan de atención primaria de la seguridad.

Con respecto al presupuesto de la Policía, ésta no puede funcionar con los actuales 32 millones de pesos destinados a combustible, librería y todos los elementos para que funcionen las comisarías. En algunas, aún se usan máquinas de escribir.

Asimismo, el personal policial está concentrado actualmente, en su mayoría, en la capital provincial, dejando a muchas áreas del interior prácticamente como zonas liberadas. Fraile Pintado, por ejemplo, tiene sólo 7 agentes de policía por turno.

Por eso, la Emergencia en Seguridad irá acompañada de mayor presupuesto (será triplicado, es decir que ascenderá a casi 100 millones de pesos) y una redistribución de los efectivos, fortaleciendo además el 911, dotándolo de conectividad y tecnología, ya que no se puede funcionar con las 43 cámaras actuales.

Se jerarquizará al policía, implementando una política de capacitación permanente, frente al corto período de formación (3, 6, 9 meses) que el Estado brinda hoy a los cadetes. Se mejorará y se apuntará a la calidad educativa del Instituto Superior de Seguridad Pública.

Por otro lado, se creará la Dirección de Bienestar Policial, para atender la situación social del policía (salud, educación, vivienda). Y se creará el Observatorio de Seguridad Ciudadana.




• Consultá aquí el PLAN DE GOBIERNO "JUJUY 2015-2019" completo.